in

Qué gran momento para ser Oribe Ahora lo veremos en el rol de líder

Si hoy tuviera que escoger a un mexicano para que de la cara por nuestro futbol, sin duda sería Oribe Peralta. Viene de meter un hatrick perfecto (derecha, zurda, cabeza) con el Ame para despedirse y partir a Río, donde buscará ganar su segundo oro olímpico.

El delantero del América ha vivido cosas que muy pocos futbolistas podrían presumir, incluyendo tres títulos de Liga y cuatro campeonatos representando a México. Dos de sus títulos con la verde fueron como refuerzo de selecciones menores, en la Olimpiadas de Londres 2012 y en los Panamericanos de Guadalajara 2011.

Hoy Oribe vuelve a ser refuerzo de un equipo nacional y es el hombre que tendrá que transmitir esa chispa ganadora a los jóvenes, es el mejor refuerzo que ‘el potro’ Gutiérrez pudo llevar y el propio Oribe lo sabe. Jamás se le ha visto en el rol fijo de capitán, pero siempre se la ha visto con las palabras de aliento en los momentos importantes y más importante aún, haciendo lo suyo en la cancha.

El triplete del sábado ante el Toluca no hace el momento del goleador, es solo una alegre casualidad que llegó a tiempo para que nadie dude quién merece el gafete en Río de Janeiro. Hace cuatro años en Londres el capitán Corona, refuerzo igual que Oribe, pero con un mayor don de mando; esta vez simplemente no hay nadie, en ninguna selección, que pueda transmitir a su equipo lo que ‘el cepillo’ le puede dar al tri, nadie más ha ganado la medalla que Oribe busca repetir.

Hoy Oribe llevó la medalla a la concentración para motivar a sus compañeros y según platican los que estuvieron presentes, nadie se veía más motivado que el goleador. Raúl Gutiérrez eligió muy bien a sus refuerzos, un portero, un defensa y un amuleto goleador.

Vota

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Escrita por J.G.

J.G.

Ha trabajado con distintas ligas deportivas alrededor del mundo, algunas de mucho prestigio, otras no, pero ahora está fijado con el futbol. Tiene la falsa noción de que la gente se ríe con él y no de él, lo que sea mientras esté feliz.

¿Que la Juve pagó cuánto por Higuaín? Maradona se molestó con el traspaso

El nuevo video del centenario del América Ahora sí no le tiran a sus rivales