Los Pumas sacaron las garras en Libertadores

19 febrero, 2016
Escrito por: J.G.
Imagen por: Straffon Images

Qué juegazo se vivió en CU con la visita del Emelec de Ecuador, los Pumas mostraron toda la garra que se necesita poner en Copa Libertadores si se quiere lograr algo, sobre todo cuando se juega de local, sacando una victoria bien trabajada con un hombre menos en el campo.

Apenas arrancaba el encuentro cuando los de la UNAM tejieron una buena jugada para abrir el marcador, era el 1-0 a los 23 segundos de juego y parecía que se viviría una noche tranquila en la capital, pero el conjunto ecuatoriano tenía algo más en mente, venían por un empate y con ese gol debían luchar contra corriente para alcanzarlo, pero Memo Vázquez tiró al equipo atrás y la defensa universitaria fue factor en varias ocasiones antes del minuto 15, poco después Alcoba contrarremató al poste tras un tiro de esquina y en el siguiente ataque el Emelec consiguió el del empate con una bonita vaselina de Mena.

Las cosas parecían sonreírle al Emelc que tenían el balón y ya también el resultado, pero una vez más Vázquez le quitó el freno de mano a su equipo y a los pocos minutos apareció el capitán Verón para rematar con una bella palomita a palo cambiado y marcó el 2-1.

Otra vez en ventaja, los Pumas defendían ese gol y buscaban el contragolpe que mate, pero no eran peligrosos y se necesitó de la defensa y la figura del ‘pikolín’ para mantener la ventaja hasta el descanso. Los Pumas lo ganaban, pero el planteamiento permitía a Emelec atacar y generar peligro.

En el segundo tiempo Memo Vázquez cambió a Cortés por Cabrera buscando más control y peligro en balones parados, pero pronto se empezó a venir la noche a CU y ‘pikolín’ seguía salvando su meta, hasta que al 63′ Cabrera se fue expulsado por una durísima entrada al pie de apoyo de Giménez, los Pumas se quedaban con uno menos y a los pocos minutos vino el del empate a dos.

Fue entonces que la magia se apoderó del cuadro felino, parecía que todo saldría mal con el Emelec que ya tenía el resultado que quería y un hombre de más, pero rápido apareció Alcoba para devolver la ventaja y entonces el DT felino ajustó y se llevó la partida, primero sacrificó a Matías Britos que salió muy enojado y en su lugar puso a Hibert Ruiz, quien cerró la contención y participó en la creación de varias jugadas. Con uno menos, pero con el marcador a favor, los Pumas eran muy peligrosos pero no lograban concretar, hasta que un rebote terminó en el autogol que puso el 4-2 definitivo.

Con este resultado los Pumas son líderes de su sector y sueñan con avanzar y hacer un gran papel en el torneo más importante de nuestro continente.



TU DOSIS DE FUTBOL