¿Es buena opción?

11 agosto, 2015
Escrito por: J.G.
Imagen por: Straffon Images

Desde el despido del ‘piojo’ Herrera como técnico tricolor no ha parado la avalancha de nombres y posibles candidatos para sucederlo. Tomó mucha fuerza que fuera a ser el argentino Marcelo Bielsa, más aún después de que renunciara al Olympique de Marsella; sin embargo, su renuncia fue para descansar y no para venir al ‘tri’. Después de la negativa de Bielsa volvieron a manejarse nombres como pelotas de malabarista, muchos quieren a Vucetich, otros al ‘tuca’ y otros más sólo avientan nombres por tener algo que decir, lo único claro aquí es que hay alguien en la Federación que insiste con traer a un DT argentino con poco conocimiento del futbol nacional y mucha experiencia en sudamérica, por lo que ahora se habla que el principal candidato para DT nacional es Jorge Sampaoli.

Hay un viejo refrán del futbol que dice: “un técnico es tan bueno como su último resultado”, y bueno, Sampaoli acaba de ganar la Copa América con la selección de Chile aunque ese campeonato estuvo tan manchado por el arbitraje como el de México en la Copa Oro.

Diversos medios como ESPN, Televisa Deportes, el diario chileno “La Tercera” y otros tantos, han publicado que Guillermo Cantú ya tuvo acercamientos con Sampaoli; sin embargo, el propio directivo no ha podido manifestarse al respecto hasta que haya algo concreto. Por otro lado, en La Tercera publicaron que además de México, el Inter de Porto Alegre ha mostrado interés en quitarles al técnico, pero dejan claro que el contrato del argentino con ‘La Roja’ es hasta el 2018 y que la cláusula de rescisión es de doce millones de dólares, por lo que llevárselo saldría caro.

Recapitulando, contratar a Sampaoli sería traer a un técnico que este verano alcanzó la gloria con una selección después de haber estado en aquel país por muchos años, que no logró nada en Perú ni en su natal Argentina, que no tiene ni idea de cómo es el futbol mexicano y mucho menos sus jugadores, esos que normalmente son más divas y rockstars que deportistas de alto rendimiento. Sería además, traer a un técnico con contrato vigente (lo que muestra su compromiso y responsabilidad) y por lo que habría que pagar una millonada, es decir, trae a Jorge Sampaoli para dirigir a México es hacer una apuesta a obscuras y teniendo que desembolsar sólo para ver si funciona, además del nada barato salario que habría que pagarle.

Hay muchísimas opciones de entrenadores que sí conocen nuestro futbol y a sus integrantes, que sí saben como funcionan acá las cosas y cómo hay que tratar a nuestros futbolistas, pero sobre todo, que no habría que desembolsar tal cantidad de dinero para firmarlos. ¿Recuerda usted la época de Sven Goran Eriksson?, ¿recuerda los lujos del DT?, ¿los gastos?, ¿los pésimos resultados? y más… ¿Recuerda cómo se dijo que era cuestión del idioma?, ¿que luego dijeron que no se adaptaba a la idiosincracia del mexicano?, ¿el distanciamiento con la prensa?, ¿su salida?, pues bien, las circunstancias apuntan a que traer a Jorge Sampaoli para dirigir a la selección mexicana sería una versión sudamericana de cuando vino Eriksson, nomás que este sí habla español.

Vamos, habiendo tantos técnicos que pueden llevar al tri hasta terminar el Mundial de Rusia (y ojalá los resultados lo lleven a más), no hay por qué caer en el “malinchismo” y comprar “espejitos” nuevamente, o al menos esa es mi opinión.

¿Qué opina usted?



TU DOSIS DE FUTBOL