Tragedia en el futbol llanero de Cuautitlán

21 mayo, 2015
Escrito por: J.G.
Imagen por: woodleywonderworks

El pasado sábado 16 de mayo parecía un día normal en Santa Bárbara, Cuautitlán Izcalli, Estado de México. Como todos los fines de semana, en la cancha de la localidad se disputaba el torneo de futbol que reúne a los amigos, así como cualquier cascarita lo hace. A las 16:00 hrs. empezó a llover y al mismo tiempo se iniciaría un partido de esta liga, pero la lluvia se intensificó e incluso se acompañó de granizo; sin embargo, esto no fue motivo para que los valientes suspendieran el cotejo, siendo duelo de liga habían tres puntos en juego.

Conforme la lluvia arreciaba, la intensidad del encuentro también y de pronto sucedió lo desafortunado. Un rayo cayó sobre el terreno de juego acabando con la vida de Ernesto Labastida Hernández, de 46 años. Dos jugadores más fueron lesionados y trasladados a la Cruz Roja de Cuautiltlán, donde quedaron bajo observación.

Esta noticia es triste y lamentable, pero sobre todo es impactante porque para cualquiera de los que hemos jugado en ligas con los cuates, sabemos la intensidad con la que se viven los choques, sabemos el sentimiento de ir a jugar y la decepción que causa cuando el partido se suspende, pero no es lo mismo que no llegue el rival, que no sirvan las luces ó que empiece a diluviar. Una tormenta siempre puede ir acompañada de actividad eléctrica, la vida vale mucho y no vale la pena arriesgarla por una hora de patear el balón.

Personalmente entiendo el no querer detener el juego cuando intensificó la lluvia, claro que hemos vivido esa situación y sabemos lo divertido que puede ser jugar bajo la lluvia, pero esto debe servir como una llamada de alerta a quienes organizan estos torneos, debemos estar conscientes que las desgracias suceden y que siempre es mejor tratarlas de prevenir.

 



TU DOSIS DE FUTBOL