in

Portereando – Es un trabajo difícil pero alguien tiene que hacerlo

foto: Fanbolero

Sin lugar a dudas, dentro de un campo de juego, el trabajo más difícil, menos aplaudido y con más responsabilidades, es el de portero.

Si el delantero falla 80 oportunidades de gol no pasa nada, igual y recibirá gritos como el típico, tronco, pégale con una rama, animal, no le metes gol al arcoiris, etc, pero si logra anotar aunque sea uno se convierte en héroe nacional.

El arquero no corre con la misma suerte, si se come un gol, no se le perdona nunca y menos si ese gol fue el que marcó la diferencia entre ganar y perder. Si se encuentran como visitantes, reciben mentadas de madre desde el minuto uno hasta el final del encuentro, el ya clásico grito mexicano de ehhhhhhhh puto cuando hace el saque de meta, hasta el ‘que lo vengan a ver, que lo vengan a ver ese no es un portero es una pu+@ de cabaret’.

No hay dolor más grande para el arquero que el ver como la pelota sacude las redes de su portería, es casi comparable con la humillación de un túnel o un balonazo en los gumaros, aunque si tengo que escoger, prefiero el segundo.

Nadie entrena más duro que un arquero, por entrenamiento es probable que se lancen más de 100 veces (sin exagerar) para levantarse lo más rápido posible y aventarse una vez más, es un esfuerzo que no todos podemos hacer, bueno yo tengo una prima que era capaz de aventarse más veces y ya tiene 5 hijos, ustedes imaginarán.

No sólo es mantener la portería sin goles, es ordenar a la defensa, gritar más que todos y reaccionar a velocidades increíbles ¿y qué me dicen de los penales? Un hombre sólo con todas las de perder, es como el que se para en el paredón para ser fusilado, aunque claro si lo detiene es el héroe, pero si no lo hace a recibir mentadas de madre.

La posición de portero no es para cualquiera, se requiere tener un par de h… y un carácter de piedra.

Vota

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Escrita por El Sprint Mendoza

Conocido como el cinematógrafo del futbol, El Sprint es tambien conocido por su velocidad de reacción (de ahí su apodo) ante los problemas que se presentan en el día a día.
Gracias a su paso por una reconocida escuela de cine de la ciudad de Nueva York, Mendoza sintió la responsabilidad de crear un lazo entre el futbol y el septimo arte y de crear un vínculo entre la afición y el futbol, como el dice "Los fanboleros nos mimetizamos con el futbol" (No estamos seguros que sepa que significa mimetizar)
Aún vive de la gloria que consiguió dentro de la cancha de futbol y de un cortometraje que fue presentado en el 2009 en el Festival de Cannes.

El partido ideal [video]

La ruta por el Oro